Hierba luisa para la gastritis

Alimentos para la gastritis

La verbena es eficaz para aliviar trastornos digestivos como la gastritis, que es una inflamación del estómago, las úlceras o la hernia de hiato. Para los calambres digestivos o el dolor abdominal: la verbena dulce es la más indicada.

Un puñado de verbena (unos 20 gramos) basta para perfumar un litro de agua hirviendo. Hervir el agua a 90°C y dejar las hojas en infusión durante 10 minutos. Beber preferentemente por la noche para evitar hemorragias nasales durante el día.

Las hojas pueden secarse y utilizarse para hacer infusiones. La bebida puede consumirse caliente o fría. He aquí algunos beneficios conocidos de esta planta: Para los músculos: la hierbaluisa puede utilizarse como suplemento durante el ejercicio.

La hierbaluisa no es muy glotona. Plantada en el suelo o en una maceta, necesita una tierra de jardín buena y bien drenada. Colóquela al sol y deje espacio suficiente, ya que ocupa mucho sitio. Coloque la menta junto a otras hierbas como el tomillo, el romero o la salvia.

El melón no tolera la proximidad de plantas de la misma familia. No debe plantarse con otras cucurbitáceas (calabazas, pepinos, etc.). Crece bien junto a coles, judías o maíz dulce, y sus hojas pueden utilizarse incluso como mantillo natural.

Catarro gástrico

La verbena se utiliza mucho como remedio natural para tratar la ansiedad y como sedante contra los trastornos gástricos e intestinales relacionados con el estrés, como la gastritis y la úlcera. El té de esta planta también puede ser un fármaco para aliviar los síntomas de la depresión, combatir el insomnio, la taquicardia y la falta de apetito. La verbena también puede ayudar a mejorar los síntomas del asma, la bronquitis, la faringitis y otras dificultades respiratorias.

Por sus múltiples propiedades, el té de verbena también puede ser un buen aliado para combatir la conjuntivitis, así como para cuidar el buen funcionamiento renal, suavizar la celulitis, curar forúnculos en la piel y ayudar en el tratamiento de otras afecciones de salud como reumatismo, fiebre, estomatitis y sinusitis. Esta planta puede colaborar en el tratamiento de cálculos biliares, cáncer de bazo, inquietud, acné, infecciones hepáticas y quemaduras.

Contraindicada para personas con problemas de tiroides, mujeres durante el periodo menstrual y embarazadas. Los efectos secundarios pueden incluir vómitos e hipotiroidismo. Es importante consultar al médico antes de recurrir a remedios naturales. La automedicación suele ser más peligrosa de lo que parece, ya que existe la posibilidad de que haya alguna alergia a algún ingrediente contenido en la hierba, planta, raíz, etc. No se equivoque, al ser natural, no le hará daño. Consulta a un nutricionista, dietista o a tu médico habitual para asegurarte de que puedes utilizar la verbena como tratamiento y también pide la cantidad adecuada para tu caso.

Beneficios de la hierba luisa

Salud DigestivaGastritis: Remedios caseros comunes5 min readBy Apollo 24/7, Published on- 09 March 2021, Updated on – 18 January 2023La gastritis es una condición que se refiere a la inflamación del revestimiento del estómago. La condición puede ser causada por varios factores, incluyendo el consumo excesivo de alcohol, el tabaquismo, el uso excesivo de analgésicos y la infección bacteriana causada por Helicobacter pylori. Afortunadamente, puede tratarse con remedios caseros naturales. Aunque los remedios caseros no eliminan la causa de la gastritis, son eficaces para tratar los síntomas, como dolor o malestar estomacal, hinchazón, indigestión, náuseas y/o vómitos.

El estómago produce ácidos fuertes y corrosivos (jugos digestivos) para el proceso de digestión. Sin embargo, el estómago está revestido por una membrana mucosa llamada mucosa gástrica para protegerlo de estos ácidos. Cuando esta capa protectora se debilita o se lesiona, los ácidos pueden dañar la mucosa gástrica y causar gastritis. Las investigaciones demuestran que la dieta desempeña un papel importante tanto en el desencadenamiento de la enfermedad como en su prevención. Se sabe que ciertos alimentos producen más ácidos e irritan el revestimiento inflamado del estómago, mientras que otros reducen la inflamación, calman el revestimiento y curan el estómago de forma natural. Aparte de los cambios dietéticos, es importante modificar el estilo de vida para tratar la gastritis a largo plazo.

Recetas con hierba luisa

La información contenida en este sitio debe considerarse únicamente como asesoramiento holístico, alternativo y espiritual. Para consejos y tratamientos médicos debe consultarse a un médico de cabecera, a un profesional de la medicina y/o a un terapeuta Hijama certificado. En todas las circunstancias en las que se sugieran cambios en el estilo de vida, suplementos u otros alimentos, deberá consultarse a su médico de cabecera. La seguridad del cliente es la prioridad número uno.

Los síntomas de la gastritis incluyen náuseas, vómitos, indigestión y sensación de plenitud en la parte superior del abdomen después de comer, así como dolor ardiente o punzante en la parte superior del estómago que empeora o mejora después de comer.

Si la gastritis no se trata durante mucho tiempo, puede dar lugar a complicaciones graves como ulceración y hemorragia; a veces, la gastritis puede provocar cáncer gástrico, formación de pólipos en el estómago y formación de tumores. La gastritis puede ser aguda y crónica.

Gastritis aguda: La gastritis aguda es una hinchazón e inflamación repentinas del revestimiento del estómago. Provoca dolor intenso y persistente. Está causada por bacterias, virus, lesiones, alergias, estrés, intoxicación alimentaria y consumo de alcohol, medicamentos como los AINE o los corticosteroides. La inflamación puede producirse en todo el estómago (pangastritis) o en una sola región del estómago (gastritis antral). Los síntomas de la gastritis aguda se solapan también con los de otras enfermedades como los cálculos biliares, las úlceras pépticas y la enfermedad de Crohn. La gastritis aguda puede ser erosiva (erosión profunda, erosión superficial y erosiones hemorrágicas) o no erosiva (a menudo causada por H. pylori).las infecciones por Helicobacter pylori son la causa más común de gastritis, la gastritis inducida por H. pylori es generalmente asintomática. Se incrusta dentro de la mucosa gástrica, se protege del ácido del estómago mediante la producción de una enzima ureasa que descompone la urea en dióxido de carbono y amoníaco alcalino. El amoníaco alcalino neutraliza el ácido y protege a las bacterias de los alrededores. Penetra en el revestimiento y alcanza la célula epitelial utilizando flagelos, tiene moléculas de adhesión que le ayudan a adherirse a estas células. Provoca inflamación ya que puede producir enzimas y toxinas que atraen a la Interleucina-8 que atrae a los monocitos y polimorfos causando gastritis aguda.

Autor:
Amalia Sanz
María es una apasionada de la vida saludable y los remedios naturales. Como fundadora y escritora del blog "La Botica Natural", comparte sus conocimientos y experiencias sobre hierbas medicinales, terapias alternativas y alimentación sana para ayudar a otros a mejorar su salud y bienestar.